¿A quién daré mis cánticos sino a Ti mi Señor? Mis cánticos sólo lo daré al Dios de mi salvación, a Aquel que me ayudó. Dios único fiel y verdadero, que nunca nos desampara, sino que su diestra está encima de nosotros.

Él es Dios, Él es bueno, por lo tanto, sólo a Él daré todas mis alabanzas, sólo para Él escribiré cánticos. porque Él es Dios que me ha sacado del mundo donde estaba yo perdido, porque sin yo merecerlo se entregó por mí en aquella cruz, soportando todo tipo de maltrato. Este es mi Dios al cual debo yo cantarle.

No me cansaré de bendecir Su Santo y glorioso nombre, porque con mi boca pronunciaré que Su poder y majestad divina es grande. A Dios rendiré mi corazón, lo derramaré delante de Él en alabanzas, porque de Él viene mi fortaleza.

Si eres agradecido, da lo mejor de ti al Señor, alábalo porque Él vive para siempre, Su poder es grande, su misericordia es infinita, y delante de Él todos los pueblos, tribus y naciones se postran para reconocer que sólo en Él hay poder, que delante de Él hay victoria, y ante todo, Él es Rey de reyes y Señor de señores.

Todos los reyes se postrarán delante de él; Todas las naciones le servirán.

Salmos 72:11

Es bueno que todos reconozcan que Dios es Dios, y es por eso que todas las naciones deben dar cánticos y alabanzas a Dios, que vive y reina sobre todas las alturas. Todos tus cánticos vayan delante del trono. Todo pueblo, tribu, y nación, y todos los reyes de la tierra adoren al Señor, sirvan al Rey de reyes y Señor de señores.

Quizás también te interese:

Quizás también te interese:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *