Desde niño se nos enseña la Palabra de Dios y cánticos que están centrados en la misma Biblia, que nos llenan y nos enseñan acerca de la grandeza del Señor, de cómo debemos cantarle.

Debemos adorar a Dios con cánticos nuevos así como lo son sus misericordias, que nos acompañan día tras día.

Pon Tu corazón a disposición del Señor, para cantarle de Su gran amor, darle la gloria y expresarle que Él es bueno y maravilloso, por eso su nombre es bendito.

Él debe ser exaltado a través de su creación, adorarlo con una verdadera adoración no fingida sino que salga del alma, Dios es Dios y por eso debe recibir todo lo mejor de nosotros.

Te alabaré, oh Jehová Dios mío, con todo mi corazón,
Y glorificaré tu nombre para siempre.

Salmos 86:12

El nombre de Dios debe siempre ser exaltado por toda su creación, que todo lo que respire en esta tierra y hasta lo más profundo del abismo adore a Dios. El mar y sus habitantes, los cielos y todo lo que allí vuela, y todo lo que está en el campo creado por Dios debe rendirse ante gran majestad y honrar su nombre por los siglos de los siglos.

¿Quién como Tú oh mi Dios? Eres mi Dios poderoso que nunca ha perdido una batalla, por eso Te alabaré porque Tú eres bueno con toda Tu creación, a Ti daremos cánticos con alegría. Con gozo diremos “castillo mío, mi fortaleza y mi escudo, porque mi sustento viene de Ti mi Dios, a Ti Te exaltare con cánticos diciendo aleluya”. Dios vive y reina con poder, toda nación dé cánticos y exalten el Nombre de Aquel que hizo los cielos y la tierra, a Él demos toda gloria, todos los dioses y reyes de la tierra se postren delante de Él ofreciendo adoración solo a Él.

Facebook Comments

Nuestro último video

Oración para cuando estás afligido

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *