Cuando vemos los cielos y la tierra, obra hechas con Sus Manos, decimos que Dios es grande y poderoso, porque otros dioses en  los que muchos tienen su confianza, no pueden hacer nada ya que no tienen poder.

Alabemos Su nombre todo el tiempo, sea su nombre exaltado en todo momento, ¿que haríamos sin Dios? Estaríamos perdidos. Dios es quien nos sustenta, demos gloria a Él.

Por eso pueblos todos batid las manos al Dios de Israel, cantemos solo a Él, hablemos de las buenas obras hechas con sus manos, esas maravillas creada por Él. Que el nombre de nuestro Dios esté en las alturas por los siglos de los siglos.

13 Alaben el nombre de Jehová, Porque sólo su nombre es enaltecido.
Su gloria es sobre tierra y cielos.

Salmos 148:13

Hagamos cada día lo que nos dice el versículo anterior, que nos invita a dar gloria y exaltar a Dios en todo, porque Su gloria cubre la tierra y los cielos.

Cuando alabamos a nuestro Dios no perdemos nada, más bien tendremos beneficios, no es que vamos a recibir un cheque, oro o plata, sino que nuestro espíritu recibirá esa paz y ese gozo que correrá por todo nuestro interior.

Cuando adoramos a Dios estamos más que seguros, mientras más cerca de Él estamos, mejor es, invocando Su nombre, expresándole que Él es merecedor de alabanza.

A veces damos una alabanza al creador de todas las cosas por no salir del paso, si usted no dará una alabanza sincera a Dios, pues es mejor que no lo haga, Dios no recibe adoración que no venga del corazón, porque todo lo que des a Dios debes hacerlo con alegría y gozo.

No importa la dificultad te impida exaltar por todo lo alto al Dios viviente, al alfa y omega, el primero y el último, el principio y fin, Dios Todopoderoso.

Facebook Comments

Nuestro último video

Oración para cuando estás afligido

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *